23.10.16

Un cumpleaños completito

Sábado 8 de octubre, y un día de lo más movidito por delante. Era el cumpleaños de Iñigo y había varias actividades anotadas en la agenda: por la mañana, una carrera para recaudar fondos par la investigación sobre el cáncer, al mediodía, soplar las velas con las pekes, y por la tarde-noche, a disfrutar del regalo sorpresa: un par de entradas para el musical de moda en Viena, Schikaneder.

 
Pero vayamos por partes, porque el sábado empezó con la Krebsforschungslauf... (suena peor de lo que es)

La idea detrás de esta carrera es recaudar fondos para la investigación sobre el cáncer. Y lo mejor es que no necesitas ser un gran atleta o entrenarte para conseguir recaudar algo de dinero. La mecánica de la carrera es muy simple: hay un recorrido establecido de 1,6 km alrededor del campus del Altes AKH, pagas una cuota de inscripción (20€) y por cada vuelta que das, tú (o tu patrocinador) pagas 10€. En el caso de Iñigo, su empresa (Boehringer Ingelheim) pagaba cada una de sus vueltas, así como la de los otros participantes que trabajan para ellos.






Lo bueno de este sistema es que cada uno puede hacer las vueltas que le plazca (o que su forma física le permita), así como decidir la intensidad con que se va a hacer: corriendo, caminando con palos, dando un paseo, paseando al perro, a la pata coja... Y es fantástico ver cómo personas de cero a ochenta y pico años se activan para dar buen ejemplo, pasar un buen rato y, además, dar apoyo a la investigación contra el cáncer.







Entre las 10.00 y 14.00h de la tarde, se podía empezar en cualquier momento. Lo único que había que hacer era estampar la cartilla que te daban al inscribirse y cada vez que dabas una vuelta. Además, a lo largo del recorrido te daban comida y bebida, y había un par de grupos animando a los corredores: una banda de rock y un grupo de samberos. Y claro, nuestro corredor cumpleañero también tuvo su grupo de cheerleaders propio ;-)
















Después de la carrera, un merecido descanso, una buena comida y a soplar un montón de velas. Tantas, que hasta las peques tuvieron que ayudar un poco...


video

Pero el día aún no se había acabado. Faltaba ir a difrutar del regalo de cumpleaños: dos entradas para el musical "Schikaneder, la turbulenta historia de amor detrás de La flauta mágica". Conociendo al homenajeado en cuestión, no podía fallar con el regalo. Y así fue: nos lo pasamos muy bien.


 




Breve sinopsis: el joven y talentoso actor Emanuel Schikaneder, además de tener gran carisma sobre los escenarios (y entre bambalinas con sus compañeras), se enamora de Eleanor, con la que a partir de entonces se labran una gloriosa vida en el escenario. Les precede su fama dondequiera que van y parece que pueden empezar a hacer sus sueños realidad. PEEERO... Las continuas infidelidades de éste hacen que se rompa el matrimonio, así como la compañía de teatro y cada uno se va por su lado. Años más tarde, el destino les vuelve a unir y pone a prueba sus sentimientos.

Los detalles, cuando vayáis a verla. Porque os la recomiendo encarecidamente. Y si no domináis el alemán, no os preocupéis, que hay unas pantallas estupendas a ambos lados del escenario donde se puede leer en inglés lo que están diciendo. Y si la lengua de Shakespeare tampoco es lo vuestro, no os preocupéis que se sigue bastante bien.







Así que, un día de cumpleaños bastante completito. Habrá que repetirlo el año que viene, ¿no? ¡Muchas felicidades, cielo!
 

2 comentarios:

  1. Cuantas cosas en ub dia! "Maratonico" jajaja. Me encantaron las tortitas! Y a ver si vemos el musical tan recomendando. Tal vez sea una buena salida antes del baby 😆

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Síiiiiii! Tenéis que ir, de verdad. Seguro que te encanta. Esta vez el pastel no hubo tiempo de hacerlo, pero aún así lo disfrutamos mucho ;)

      Eliminar

Y tú, ¿qué opinas?